Blogger

Mis alas literarias

España

registrado desde junio de 2016

http://misalasliterarias.blogspot.com.es/

Libros y reseñas

Alguien a quien conoces

Shari Lapena

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★★

Thriller que nunca llegó a casa

Hace casi tres meses que se supone que me debería haber llegado la última novela de Shari Lapena. Edición Anticipada la postuló para poder reseñarla, y a pesar de que fui una de las afortunadas, el libro se ha debido de fugar porque a mi casa aún no ha llegado. Tras enviar correos a la editorial y ver que no obtenía la más mínima respuesta, pedí la novela a una amiga, a la que si le llegó (curiosamente). 

Nunca había leído nada de la autora pero tras leer las buenas opiniones que cosechaban sus anteriores novelas, me apetecía mucho.

Últimamente me siento muy atraída por novelas de género Domestic Noir, como esta. Nos encontramos con una trama principal que se centra en el asesinato de Amanda. En torno a esta muerte, se van desarrollando diversas tramas, que van apareciendo conforme se van desvelando los secretos que cada uno de los vecinos, creía ocultos. Ese ir y venir de historias y secretos es lo que consiguió engancharme prácticamente desde la primera página. Tan pronto estamos leyendo que hay una persona que se dedica a entrar en las casas de sus vecinos, como aparece un cadáver. La historia está en constante movimiento, haciendo que llegue un punto en el cual no sabes quien ha podido ser el culpable, ni que será lo siguiente en desvelarse, dando otro giro a la trama.

Aquí cualquiera puede ser el asesino, y la autora trata de mantener esa incertidumbre hasta el máximo posible. En mi caso lo consiguió hasta casi el final, haciendo que devorase la novela en cuestión de horas. La trama es muy interesante pero lo que más me gustó fue que no solo se limitase a hacer una novela de suspense en la que se investiga la desaparición, sino que tras ese ir y venir de historias, hay una parte psicológica que juega un papel fundamental. La manera en que reacción cada personaje, sus pensamientos y su forma de relacionarse entre sí, da un toque extra a la novela, haciendo que te plantees lo poco que puedes conocer a las personas de tu entorno, incluso con los que te cruzas a diario.

El final para mí es un acierto. A lo largo de la novela tuve varios sospechosos, y aunque cuando se va resolviendo todo, me decanté por uno, hubo otro que me dejó con la mosca detrás de la oreja. La autora incluye un epilogo en el cual da a entender que el final es abierto y que habrá una segunda novela acerca de ese personaje del que no me fio un pelo. Espero que así sea, porque si no, creo que el final no me convencería. El tiempo dirá.

La narración fue quizás lo que más me costó de encajar al principio. No estoy acostumbrado al suspense omnisciente, pero una vez me adapté al estilo, la lectura fue rodada. Ágil, amena y con un ritmo frenético que te va llevando de secreto en secreto, de duda en sospecha. Me ha gustado mucho la autora y estoy deseando leer otras novelas suyas. Además la carga psicológica que tienen los personajes me pareció magistral, haciendo que la novela tome otro cariz más profundo e interesante.

ver reseña en la web

Nadie duerme

Barbijaputa

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★

Una novela llena de luces y sombras.

Nos encontramos ante una distopía feminista que nos muestra la creación y evolución de una organización formada por mujeres que pretenden poner en jaque al estado dictatorial ultraderechista del Totum. Cuando comencé a leer la novela y a entender el gobierno de Eare, fue imposible no compararlo con la España en que vivimos hoy en día. Es inevitable no cambiar las siglas del Totum por otras reales de nuestro país, ya que leer su ideario, era como leer aquello que sustenta las bases de algún que otro nuevo partido actual. Eso fue lo que logró meterme de lleno en la novela casi desde el inicio.

La trama es sencilla pero efectiva en un primer momento. Un grupo de mujeres cansadas de ver como gana fuerza un partido totalitarista que quiere acabar con la inmigración, relegar a las mujeres a sus hogares (sumisas y devotas), condenar al colectivo LGTBI etc., decide organizarse para hacer valer la justicia por su mano. Su lucha es feminista y por ello, sus objetivos principales son violadores que han sido puestos en libertad de forma prematura, pero conforme van ganando aceptación, deciden ir a por los escalafones más altos. Como premisa me parece una idea muy buena y controvertida, que te hace querer leer más para saber que más pasos están dispuestas a dar. Además la autora va contando con lujo de detalles como se crea la organización, los pasos que van dando para crear los diversos comandos y todas las precauciones que se ven obligadas a tomar cada una de estas mujeres para no ser descubiertas.

El problema es que aunque la idea era atractiva y me gustaba, tuve la sensación de que no se explotaba del todo. Creo que la trama daba para mucho más. Me hubiese gustado que se desarrollase la historia personal de cada mujer, así como ver mayor profundidad en el conflicto armado, creando un tono de suspense, que hubiese ido genial a la trama. Pero la sensación es que se pasa por encima de todo, centrándose demasiado en la organización como tal, y dejando sin tocar temas como el cambio de actitud por parte de muchos sectores de la sociedad, o la visión del gobierno y su miedo ante el pulso que les está echando la organización.

Aunque en mi opinión la trama se haya quedado algo corta para lo que esperaba, reconozco que leí la novela en apenas dos días. Y es que, a pesar de esos fallos, la narración hace que sea una novela ágil que se devora en una tarde tonta. Me ha gustado el tono de la autora por su naturalidad y su forma de contar las historias de cada una de las protagonistas, que por desgracia nos resultan tan cercanas. Sin duda ese es el punto fuerte de la novela y lo que más me ha gustado.

En contraposición están las protagonistas. Si algo tengo claro es que esta no es una novela de personajes, ya que apenas se profundiza en ellas. Conocemos su historia, y eso es lo que nos permite empatizar un poco más con ellas, pero lo cierto es que la relación con ellas, se queda en eso. No conocemos sus sentimientos, sus impulsos, sus emociones. Son un instrumento en la novela, pero poco más. Me hubiese gustado sentirlas más, haciendo que su historia fuese lo que guiase realmente la trama, para así darle un sentido a la misma, aportando un mensaje mucho más fuerte.

ver reseña en la web

Un matrimonio perfecto, de Paul Pen

Paul Pen

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★

Thriller entretenido aunque pausado

El punto de partida me resultó adictivo. Una chica desaliñada y taciturna que vaga sin rumbo. No sabemos que le ha pasado, que le ha llevado hasta esa situación ni hacia donde se dirige. Cuando quise darme cuenta, estaba metida de lleno en su historia. Junto a esta trama, vemos de forma paralela a una familia que decide mudarse a Boston, por trabajo, pero también para huir de los malos recuerdos, que les impiden seguir adelante. Así pues por un lado tenemos una especie de roadtrip familiar que acaba torciéndose irremediablemente, y por otro el viaje de una joven que pretende quitar la careta de quien la ha llevado hasta esa situación.

La trama me gustó mucho por como el autor logró hacer que dos historias paralelas acabasen confluyendo. Al principio de la novela, el autor juega con las dos historias, alternándolas para dejar caer que aquí nada es casual. Creo que esta parte es la que más me enganchó junto con el final. La estructura está bien trabajada y resulta interesante, aunque hubo ocasiones en las que eché de menos un poco más de profundidad en cuanto al desarrollo, ya que hubo varias cosas que resultaron bastante predecibles. No me malinterpretéis, la historia está llena de giros argumentales que hacen que el interés no decaiga, pero esta no es una novela de suspense de esas que hacen que te tires de los pelos. No es de esas que crean hype en el lector, sino que resulta más pausado. Mientras leía, estaba intrigada y quería saber lo que había llevado hasta esa situación, a varias de ellas, de hecho. Pero creo que a veces eché de menos sentir más la trama. Llegar a conectar con ella de alguna manera, que me hiciese meterme de lleno en el libro.

Aún soy una novata en el género del thriller y el suspense, y quizás por eso, cuando comencé con la novela esperaba crímenes y secretos de esos que te hacen jurar en alto como una tarada. Esta novela tiene giros y cosas sorprendentes como la conducta del amigo Frank (no quiero hacer spoilers), pero como he dicho hace nada, es más tranquilita y menos gore. Eso no quiere decir que la novela sea peor, simplemente, esperaba un pelín más de chicha y salseo. Pero no os equivoquéis, como ya os dije, el libro me gustó.

Si algo me ha conquistado es el trabajo narrativo. Muchas veces tuve la sensación de ver las escenas de forma nítida, gracias a las cuidadas descripciones y a la ambientación. Nunca había leído nada de Paul Pen, pero os aseguro que no será lo último, ya que su narrativa sigue un ritmo constante que consigue hacer de la novela una lectura ágil y amena. Es cierto que no tiene un ritmo trepidante de esos que hacen que llegues a la última página y no te hayas dado cuenta (lo cual prefiero), pero lo cierto es que no es algo que empañe la lectura ya que la trama avanza coherentemente, haciendo que todo se vaya macerando poco a poco.

Los personajes están bien construidos y todos tienen su papel en la novela. Son pocos, pero tampoco necesitamos mucho más. Frank es el típico padre modelo que tiene su aquel. Grace amante y abnegada esposa, todo le parece bien y nada es capaz de perturbarla. Audrey una adolescente reivindicativa que aprovecha cualquier ocasión para mostrar que ella es muy madura. Simón es un niño inocente que solo quiere disfrutar y vivir. No voy a decir nada de al respecto, porque no quiero dar pistas, pero os diré que me quedo con simón y poco más, el resto me sacó de quicio con su forma de afrontar las cosas.

ver reseña en la web

La mujer que tú quieras

Carrie Blake

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★

Buena narración pero poca trama

Cuando leí la sinopsis esperaba encontrar un thriller erótico de esos que tanto se están poniendo de moda, lleno de suspense e intrigas, pero lo cierto es que me encontré con una novela erótica que no tiene por donde pillarla. Cuando comencé la novela me resultó bastante interesante y me enganchó rápidamente. Eso sí, tardé lo mismo en engancharme como en desengancharme. En cuanto los dos protagonistas empezaron con sus tonterías, ya supe que este libro no estaba hecho para mí.

Podría decirse que hay dos tramas interrelacionadas, la de la aventura entre Matthew e Isabel, y la que rodea a Val Morton. Desde el principio vi que la primera no iba a convencerme porque esa trama era toxica e incoherente (de esto luego hablamos). Así pues, mis expectativas estaban puestas en los misterios que giraban en torno a la figura de Val Morton. De hecho, mi interés por el libro se basaba en llegar al final para ver qué era lo que Val quería de Matthew e Isabel. Reconozco que la idea como tal, estaba bien y podría haber sido realmente interesante, incluso pudiendo llegar a lograr dejar en un segundo plano la toxicidad de los protagonistas, pero se quedó en un quiero y no puedo, ya que no fue algo tan sorprendente y le faltó muchos más giros que diesen realmente valor a la novela.

Si la parte de suspense, se salva en cierta forma, lo que sí que no tiene salvación alguna es la que concierte a los protagonistas y su tórrida historia. Al principio se presenta a Isabel como una mujer ambiciosa y fuerte que está decidida a luchar por sus sueños, pero en cuanto conoce al sex simbol de turno, se vuelve una marioneta atontada. No creo que pueda recordar la de veces que tuve ganas de darle dos guantadas a ver si espabilaba un poco y lograba encontrar un poco de amor propio aunque fuese por respeto a ella misma. Que yo entiendo que aparece un buenorro con zalamerías y las neuronas se te pueden atontar, pero es que Isabel las ha dado vacaciones y no ha dejado ni una de guardia.

Es cierto que cada una es dueña de su cuerpo y puede hacer con él lo que le plazca. El problema de Isabel es que ella cede a los deseos de Matthew, pensando que está mal. Ella lo reconoce una y otra vez. Dice constantemente que no debería hacerlo, que sabe que tiene que parar, pero claro…’es que está tan bueno y me pone tanto’. Que si tú quieres masturbarte en un colchón expuesto en la tienda donde trabajas, delante de un tío que acabas de conocer, adelante, pero ojo, si lo haces solamente por complacerle a él, cuando realmente quieres parar… ¡muy mal amiga! Solo actúa porque se ha obsesionado sexualmente por un tipo que no tiene sexo con ella, porque la está dejando con el calentón de su vida para tenerla bien atada en corto. ¿Manipulación? Para nada…hombre por favor, que cosas decís (nótese la ironía).

Y no hablemos de los dos personajes masculinos. Si Isabel está enamorada del buenorro calientabragas, él está patológicamente enamorado de su jefe. Matthew me cayó fatal, pero bueno, el cumple lo que le manda su jefe porque tiene una mezcla de miedo y amor por él que no sabe por dónde le da el aire. Val por su parte es un sociópata narcisista que se cree que es el rey del mambo, y los amantes de Teruel, se lo ponen en bandeja.

Como punto a favor debo decir que esta era la primera novela del autor, y a nivel narrativo hay que reconocerle que hace un buen trabajo. Con todo lo negativo que tiene la novela, la novela resulta ágil y entretenida gracias al punto de misterio que da continuamente a la trama. Esto hace que aunque no te acabe de convencer lo que está sucediendo, no sueltes la novela porque se lee tan rapidito que decides continuar para llegar al final.

ver reseña en la web

El último baile de Mary Higgins Clark

Mary Higgins Clark

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★

Novela sencilla que logra entretener

Lo primero que debo hacer es daros una recomendación y es que si aún no habéis leído la sinopsis… ¡no lo hagáis! Os adelanto que la trama arranca con la muerte de Kerry la noche en que da una fiesta en casa, aprovechando que sus padres y su hermana se encuentran fuera de la ciudad. Eso es todo lo que necesitáis saber ya que con más información, os podríais ahorrar leerla, porque la sinopsis destripa todo lo que se podría destripar, a excepción de las ultimas 20 páginas. Desde que la leí al solicitar el ejemplar, hasta que tuve tiempo y ganas de sumergirme en el libro, pasaron semanas y lo único que recordaba era que la novela se centraba en el asesinato de una muchacha. Os cuento esto porque creo que eso fue lo que hizo que disfrutase de la novela.

El punto de partida nos sitúa en el preciso momento en que Kerry es asesinada y a partir ahí la trama va a girar en torno a la investigación de dicho asesinato. Desde el primer momento tenemos un crimen que hay que investigar, un novio tóxico que todos ven como culpable, y un testigo que se pretende esconder para no convertirse en sospechoso. La idea central de la trama me resultó muy atractiva ya que desde la primera página te sumerges de lleno en esa oleada de misterio que envuelve a la muerte de la joven. Trama policial con varios sospechosos que deberán ser investigados. Hasta aquí todo bien. El problema comienza cuando te das cuenta de que la trama resulta predecible y que en cuanto avanzas un poco en la historia y conoces a ciertos personajes, sabes a ciencia cierta quien ha sido el asesino. De forma paralela a la trama principal, surge una trama romántica, que si bien, me gusta que se incluya en este tipo de novelas, creo que la forma de tratarla no es la correcta. Aun con todo, no dejé de leer la novela porque me gustaba la historia en líneas generales. En mi opinión es una de esas novelas que a pesar de tener una trama un tanto simple, sin grandes giros argumentales ni grandes pretensiones, logra entretener y enganchar.

El mayor acierto de la autora es la forma de narrar la historia. Gracias a unos capítulos muy cortos, que dotan a la novela de un ritmo ágil y constante, logra hacer que la narración no decaiga en ningún momento. Antes de que te des cuenta, has llegado a la mitad de la novela, y si bien es cierto que no estás viviendo una gran historia de esas que dejan huella, ese constante pasar de un personaje a otro, hace que continúes dentro de la novela sin casi darte cuenta. También debo reconocer que a la narración le falta chicha ya que en ocasiones encontraba diálogos insustanciales que podrían haber sido remplazados por mayor acción o suspense, mientras que en otras ocasiones se pasaba por encima de temas que realmente resultaban interesantes y sobre los que se debería haber incidido más.

En contraposición, si hay algo que falla en la novela es la construcción de los personajes. Este tipo de historias pide a gritos personajes complejos y dinámicos que través de su mundo interior doten de mayor profundidad al relato, pero nada más lejos de la realidad. La autora nos da una pequeña pincelada del perfil psicológico de cada uno de ellos, pero se queda en eso, en una pequeña característica que pretende hacer que el lector les entienda, pero que no tiene una relevancia real en el desarrollo de los acontecimientos. De todos los personajes tan solo me han logrado gustar Jamie y Aline, aunque la historia de amor que pretende nacer entre la hermana de Kerry y otro de los personajes, la restó puntos.

ver reseña en la web

Nuncanoche (Crónicas de Nuncanoche 1), de Jay Kristoff

Jay Kristoff

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★★

Un inicio de trilogía muy atractivo

Cuando comencé esta novela tuve la sensación de que iba a ser un libro tremendamente denso. Una de esas novelas que cuesta leer y que acaba resultando tan tediosa que le coges tirria. En cierta parte me ocurrió esto, pero os aclaro que solo duro las primeras 150 páginas. El principio resulta interesante porque el autor describe muy bien Tumba de dioses y a las personas que habitan en Itreya, pero sus interminables explicaciones hacen imposible que la lectura fluya a un ritmo apetecible. Aun así, dichas explicaciones son necesarias para poder comprender la historia así que paciencia y al lio. Por suerte, una vez que logras salir del fango inicial que establece el autor, te encuentras con una obra que hace que merezca la pena pasar ese calvario inicial.

Nuncanoche es una fantasía oscura que cuenta con una trama atractiva y apasionante que engancha irremediablemente. Tensión, traiciones, misterio, muertes, sangre y más sangre, conspiraciones religiosas y políticas. Es cierto que el punto de partida puede resultar algo manido dentro del género juvenil, una joven que quiere venganza porque de niña la arrebataron a lo que más quería y que por ello tiene sed de sangre y se entrena para matar a to’ quisqui. Es cierto que novedoso no es, pero lo que distancia a esta novela de las otras es que el autor logra que la historia de Mia resulte creíble. La venganza está ahí y sirve de brújula, pero la trama no se reduce a eso, sino que prevalece la evolucionando que Mia tiene que experimentar para forjarse como una verdadera asesina. Estoy harta de ver a protagonistas que son superhéroes en 2 minutos. Eso es lo que hace diferente la novela. No tenemos una persona que es invencible y puede con todo sin saber ni por donde le ha dado el aire, sino que para lograr alcanzar sus propósitos pelea duro, mordiendo el polvo demasiadas veces.

La trama principal me mantuvo totalmente enganchada y hacia el final de la novela era incapaz de parar de leer. Algo que me gustó es que la trama está aderezada con diferentes sub-tramas que giran en torno a los diversos personajes que van deambulando por la novela y que resultan imprescindibles para el desenlace de esta primera historia. Aunque lógicamente el peso lo lleva la vida de Mia, tengo la esperanza de que algunas tramas que se quedaron un poco en el aire, sean fundamentales para la siguiente novela.

Si la trama me gustó hubo algo que me maravilló y fue sin duda la ambientación. Conforme leía me imaginaba la Venecia clásica de los tiempos del Imperio romano y es una convicción que se vio reforzada al ver ciertos aspectos de la organización política y estamental (salvando las distancia, claro) que encajaban bastante. Lo más llamativo para mí fue que Kristoff crea un mundo con tres soles donde siempre es de día a excepción de una noche cada tres años. La idea por si sola ya resulta interesante pero el autor no se conforma con crear ese universo sino que le otorga un contexto que resulta creíble gracias a la cantidad de datos que incluye al respecto. Realmente hubiese podido decir “oye hay tres soles y es una liada”, pero el autor decide ir más allá y hacer un buen trabajo creando un conjunto estructurado y viable. Así entre otras cosas, crea una sociedad dividida entre los seguidores del Dios de la luz (Ah) y quienes siguen a la Diosa de la oscuridad (Niah), hay mágica y Tenebros como Mia, que le dan un poco más de chicha a la historia.

A pesar de la extensión de la novela, no resulta lenta sino que a través del narrador omnisciente que nos cuenta todo lo que va aconteciendo, la historia toma un ritmo ágil y constante que hace que avances sin darte cuenta (excepto en los primeros capítulos, no lo olvidéis). Conforme avanzaba pasé por diferentes fases: una lenta y densa, otra muy ágil que no para, una tercera más lineal que se centra en el aprendizaje de Mia en la Iglesia Roja, y un desenlace de vértigo que no para hasta que cierras el libro. El autor intercala presente y pasado para dar una visión más amplia de la historia, haciendo que entendamos todo lo que tiene que ver con la vida de Mia, pero también de la república y los personajes relevantes. Hasta aquí todo bien, pero hay dos pegas fundamentales. En primer lugar las florituras. Entiendo que un autor culto meta frases laboriosas para demostrar lo leído que es, eso vale, pero llega un momento en el que me recordaba a un trovador antiguo. Por otro lado están las inmensas notas a pie de página. Son fundamentales, sí. Sin ellas no te enteras de la mitad, sí. Algunas eran el nuevo testamento, sí. Creo que el autor debe darle una vuelta y tratar de sintetizar un poco más.

Siguiendo en la línea de la reseña os diré que los personajes están muy bien trabajados y en todos se puede observar una clara evolución. Mia es una PROTAGONISTA de las que merecen una historia. No es una Katnish ni una Tris, no. Ella siente, experimenta, aprende. Va evolucionando al son de la novela, fallando y equivocándose como lo hacemos las demás. No sé explicar por qué, pero desde el primer momento me enganchó su forma de ser y me resultó una apuesta muy inteligente. Al igual que ella me gustó, el resto de personajes no se quedaron atrás, especialmente Tric, Don Majo o Naev.

ver reseña en la web

El vuelo de Lena

Sara Ballarín

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★★

Una novela sencilla pero bonita que hace que las páginas vuelen.

A sus veintiséis años, Lena es una joven que deambula por la vida sin apenas preocupaciones. Vive en la casa familiar junto a su abuela Yayi y su padre, el cual al ser un afamado escritor, apenas para por casa por culpa de sus continuos viajes de trabajo. Con un trabajo sencillo, unos amigos que la apoyan y una persona especial que le alegra los días, tiene todo lo que cree necesitar en su tranquila vida. La muerte de personas muy cercanas a ella, es lo que ha hecho que no aspire a nada más que a ver pasar los días tratando de conformarse con ser en cierta forma feliz. Por desgracia un último golpe está por llegar, y lo hará acompañado de un libro que tratará de removerla por dentro haciendo que florezcan esas ganas de volar.

La sinopsis deja claro que en esta novela nos vamos a encontrar con una trama romántica que a su vez está aderezada con una historia de superación. Al igual que en sus anteriores novelas, la autora nos muestra cómo va surgiendo una relación de forma paulatina. Tanto Lena como Daniel han aceptado desde el primer momento que hay una conexión sexual, pero poco a poco se van dando cuenta de que esos encuentros se quedan cortos para ambos ya que están comenzando a sentir algo más emocional y profundo que no saben si son capaces de gestionar. Como veis, no es una trama novedosa que goce de una especial profundidad, pero es de esas historias que sin tener grandes giros ni sorpresas, engancha desde el preciso instante en que las comienzas a leer. Para mí existen dos tramas diferenciadas que se van presentando de forma simultánea. Por un lado está la historia de Lena en la que vemos su relación con Daniel, el trato con su padre y su día a día. Por otro lado está la historia de Yayi y cómo logra hacer que Lena evolucione y trate de reconciliarse con sus fantasmas.

Lo que valoro mucho de esta novela es que por sí sola, la historia de Lena logra enganchar desde el primer momento, y la autora podría haberse limitado a desarrollar una historia de amor bonita y divertida, sin mayores pretensiones. Sin embargo, Sara Ballarín no se conforma, y decide crear la historia de Yayi, y enfocarla de la manera en la que aparece en la historia, ayudando a Lena a evolucionar y crecer. Para mí, este es el mayor acierto ya que otorgar una mayor profundidad a la trama, creando un libro que no solo está bien y es entretenido, sino que te hace sacar cosas buenas conforme lo vas leyendo, dejando un mensaje importante.  Estos detalles son los que creo que hacen que una trama, a priori, sin mucha chicha, se convierta en una buena historia que merece la pena leer.

A nivel narrativo he vuelto a encontrar con una manera de escribir fresca, amena y divertida que aporta agilidad y dinamismo a la lectura. Me gusta que el lenguaje sea coloquial y cercano, sin grandes florituras, ya que acerca cada escena al lector. Gracias a esa cercanía y fluidez, se convierte en una novela que se lee en un suspiro. Cuenta con capítulos muy cortitos que hacen que devores la novela en cuestión de días sin perder el interés en ningún momento ya que aunque la historia pueda resultar sencilla, no decae y la trama mantiene un ritmo constante. Un pequeño apunte que quiero hacer y que es de lo poco que me chirrió en la novela. En ocasiones puede que sintáis que el lenguaje se pasa de coloquial. Yo tengo 25 años y muchas veces leía conversaciones entre los amigos y pensaba: “chata, en mi entorno no hablamos así y eso que somos muu de pueblo.” Solo os lo digo porque entiendo que a muchas personas esto les supone un problema, pero en mi caso, si bien me chocaba a veces (pocas), no empañó la lectura.

Sin duda lo que más me gustó de la novela son sus personajes. En todos y cada uno de ellos se observa un gran trabajo. Son personajes muy humanos con los que es tremendamente fácil sentirte identificada. En el caso de Lena compartía muchas cosas, no solo la edad, y eso hizo que la cogiese cariño desde el primer momento. Es una chica a la que los golpes de la vida le han hecho fuerte. Es tremendamente emocional pero a su vez está encerrada en sí misma, y eso es algo que me hizo entenderla. Dani por el contrario, aunque me pareció un chico muy dulce, llegó un punto en el que me pareció excesivamente idílico, aunque no me importaría que me susurrase a Love os lesbian. En cuanto a los secundarios me quedo con Yayi y con Lidia. Yayi me parece un personaje entrañable y luchador, y me gusta mucho su historia porque en parte representa a muchas de nuestras abuelas.

ver reseña en la web

No eres mi tipo

Chloe Santana

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★★

Una comedia romántica muy entretenida

A pesar de que ha pasado algún tiempo, Ana es incapaz de asumir la traición del que fue su novio desde la adolescencia. Por si su vida sentimental no fuese lo suficientemente nefasta, decide dejar su trabajo como cajera de la noche a la mañana, quedándose sin trabajo y sin apenas dinero para vivir. Cuando la situación se torna insostenible y Ana está al borde de la desesperación, logra una entrevista de trabajo para un puesto de secretaria en una empresa de publicidad. La entrevista resulta ser cuanto menos curiosa, pero cuando piensa que todo está perdido, recibe una llamada diciendo que el puesto es suyo. Los problemas aparecen en cuanto conoce a su jefe, Ángel Ferrer, al que las secretarias le duran un par de semanas como mucho. Ana tratará de seguir en su puesto a pesar de que Ángel no esté dispuesto a ponérselo fácil.

La trama me convenció desde el primer momento porque me resultó una idea sencilla pero bien tratada. Nos encontramos con la típica historia de amor en la que el jefe y su empleada se pasan los días retándose por culpa de la tensión sexual que está pululando por el ambiente. Es cierto que no hay una trama novedosa, ni grandes giros argumentales, pero os recomiendo darle una oportunidad a la novela porque es muy divertida. Esta es una de esas historias que entretienen por su sencillez y naturalidad. Sin grandes pretensiones ni sorpresas, la autora es capaz de hacer que la historia de Ana te atrape y enganche, y a veces con eso es suficiente.  

Hasta el momento no había leído nada de la autora pero reconozco que su pluma me ha gustado mucho y quiero leer más cosas suyas. A nivel narrativo nos encontramos con un lenguaje fresco y ameno que dota a la novela de un ritmo ágil y dinámico que hace que el libro te dure un suspiro. Sin apenas darte cuenta te has plantado en la recta final de la historia y estás a punto de acabar la novela y no sabes ni cómo. Me gusta mucho el recurso de enfocar la narración en forma de diario. En este caso Ana nos cuenta lo que le va ocurriendo a través de lo que ella misma escribe en su diario Pepe. En un principio me causó cierto recelo porque esperaba encontrarme párrafos interminables y muy pocos diálogos. Por suerte cada capítulo comienza dirigiéndose al diario pero la narración es normal y está muy bien integrada.

En cuanto a los personajes creo que a pesar de estar bien definidos, están estereotipados. En el caso de Ana encontré un toque más personal que la convierte en una protagonista real de las que te encariñas fácilmente. Es la típica chica que no tiene filtro mental, pero eso no la convierte en la protagonista tonta, sino que la autora crea una chica inteligente y mordaz. Algunas de las decisiones que toma no me acabaron de cuadrar con su personalidad y creo que contribuyen a meterla dentro del estereotipo que impera en estas novelas. Aun así me gustó bastante. Ángel me creó sentimientos confusos. Creo que es un buen protagonista porque a pesar de que este tipo de historias nos tengan acostumbrados a chicos malotes y rompecorazones de medio pelo, él escapa de ello. Esta cerca, pero no es igual. Lo que no me gustó fue que se incluyese un “pasado oscuro”. Me pareció algo innecesario que no dota a la novela de mayor profundidad, sino que reproduce una idea que está muy mellada en este tipo de personajes. Quitando estoy algunas decisiones, me gustó su papel en la novela y la forma en la que trata a Ana. De los secundarios diré que ninguno me ha cautivado pero tampoco me han desagradado, aunque Maca, estuvo cerca de lo segundo.

ver reseña en la web

El jardín de Sonoko

David Crespo

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★

Una novela de realismo mágico que habla de amor y música.

Nuestro protagonista, Kaoru, es un hombre de rutinas. Sus días siempre siguen las mismas pautas a fin de evitar imprevistos que le saquen de su planificada vida. Todo esto cambia de la noche a la mañana cuando su compañera de trabajo, Sonoko, le invita a salir una noche. Lo que en principio no debería suponer ningún problema, ya que no acepta, acaba convirtiéndose en el desencadenante que cambiará su esquema vital irremediablemente. La mañana siguiente se despierta tarde y esa rutina tan estricta, se ve truncada. Por si eso fuese poco, ese mismo día presencia un atropello y al llegar al trabajo descubre que Sonoko ha decidido dejar el trabajo y desaparecer de la faz de la tierra.

La trama que nos plantea el autor me resultó muy atractiva desde el primer momento. En la contraportada dice que es “una historia de amor poco convencional”, y una vez acabada la novela, no puedo coincidir más con esa afirmación. Al principio de la novela creía que la trama iba a girar en torno a la historia de amor entre Kaoru y Sonoko, pero conforme fui pasando las páginas me di cuenta de que estaba equivocada, ya que este amor no es el hilo conductor de la novela. La trama real es la que, a través de relatos de su pasado, nos cuenta el por qué el protagonista ha llegado a tener esa vida tan estructurada y el motivo por el cual trata de aislarse del mundo.

Algo que da mayor profundidad a la novela fueron los giros argumentales. Lo que en un principio parece un hecho aislado en la novela, se acaba convirtiendo en un sorprendente desenlace. Así mismo, me gustó mucho que existiese la trama del piano (no voy a decir nada), ya que al final es lo que motiva toda la historia y lo que establece esa extraña conexión entre todos los personajes. Es una novela que habla sobre la creencia de que un hilo rojo nos conecta a otras personas, y esa esencia se palpa a lo largo del libro.

La forma de escribir que tiene el autor me ha gustado aunque en ciertas ocasiones se me hizo algo tediosa ya que en ocasiones era demasiado culta para mí. Es posible que esto no me hubiese supuesto ningún problema pero es que el autor incluye descripciones muy detalladas y pocos diálogos, así que eso unido al lenguaje, hizo que me resultase algo denso a veces. Aun así me ha gustado la forma de contar la historia.

Los personajes tienen una personalidad compleja en la que se ve un gran trabajo por parte del autor. Además muestran una clara evolución que aporta mayor credibilidad a la historia. Kaoru me intrigó desde el primer momento por su forma de vivir la vida y de relacionarse. Tan metido en su mundo, tan hermético. Por otro lado, Sonoko me pareció tan dulce y delicada que me enamoró a pesar de haber podido disfrutar tan poco de ella.

ver reseña en la web

El monarca de las sombras

Javier Cercas

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★★

Una investigación convertida en novela

A lo largo de las 288 páginas que conforman la novela, iremos conociendo la historia de Manuel Mena, tío abuelo del escritor. Este fue un falangista que murió en la batalla del Ebro y del cual apenas se saben datos. Por esto mismo Javier Cercas decide contar su historia, por ello y para poder reconciliarse, en cierta manera, con la historia de su familia. Conforme avanzan los capítulos, vamos conociendo en mayor profundidad la historia de Manuel Mena. Al principio es una mera introducción, pero poco a poco vamos descubriendo como fue su infancia y como fue evolucionando hasta llegar a convertirse en el joven falangista que murió por la causa equivocada.

Aunque la trama principal es la que se centra en la vida de Manuel Mena, a su vez se desarrolla otra trama paralela aunque interconectada con esta primera. Así pues, tenemos por un lado la biografía de Mena, y por otro la investigación que lleva a cabo el autor sobre dicho protagonista. Más que una novela histórica, casi se podría decir que es una investigación llevaba a libro. Reconozco que la parte dedicada a contar la historia de Manuel Mena no acabó de engancharme en exceso. En ocasiones se hacía tediosa por su lentitud.  Por otro lado, la parte de la investigación me convenció más ya que el autor nos permite conocer las dudas e inquietudes que le genera su propia novela y nos permite ver como acaba investigando aun sin saber si quiera si será capaz de publicar la historia de su tío abuelo, por miedo al rechazo o a la malinterpretación del público.

La manera de escribir me ha cautivado. Es culta pero sin llegar a resultar extravagante. Me gustó poder ver dos historias paralelas que se iban intercalando en los diferentes capítulos que conforman la novela, dotando de mayor profundidad a la historia, a pesar de que en mi caso se me quedase algo escasa de argumento. Al final tuve la sensación de que la historia no daba para más y que el autor no fue capaz de hacer un final que no hiciese que su novela acabase sin pena ni gloria.

Si bien la trama no logró convencerme del todo, reconozco que pude disfrutar de la novela gracias a los datos relativos al marco histórico en que se desarrollan los hechos. Me encanta la manera en que el autor es capaz de contar como se fue fraguando la segunda república, como logró demostrar que la España de esa época necesitaba un cambio, pero como a su vez fracasó por querer cambiar el sistema de una sola vez. Habla de cómo se fue forjando el golpe militar que acabaría desencadenando la Guerra Civil. Algo que valoré conforme leía fue que el autor es capaz de salir del dogmatismo histórico y narrar los hechos desde un punto de vista crítico sin situarse demasiado en uno u otro bando, criticando y alabando cosas de ambos. Otra cosa que me gustó fueron las numerosas reflexiones del autor o su amigo y director David Trueba: “Digan lo que digan, aquí, salvo cuatro o cinco tipos con agallas, durante la mayor parte del franquismo casi todo el mundo fue franquista, por acción o por omisión.”

El monarca de las sombras es una novela que me ha dejado con sentimientos encontrados. Aunque ciertas partes me resultaron muy interesantes, la novela va perdiendo fuerza y ritmo conforme avanza. Aun así, si te gusta la novela histórica, te recomiendo darle una oportunidad para que juzgues por ti mismo.

ver reseña en la web

Diario de diez lunas

Carmen Garijo

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★★

Una novela que no acabó de cumplir del todo mis expectativas

Elena trabaja como ejecutiva en una empresa de publicidad y relaciones públicas. Es sobradamente valida y por ello se postula como una de las elegidas para acceder al puesto de directora de cuentas. Pero en medio de ese proceso descubre que está embarazada lo que complica su posible ascenso debido a la mentalidad del momento. Por si esto fuera poco, sin darse a penas cuenta se verá envuelta en una trama de corrupción que se está llevando a cabo dentro de la empresa y en la que están involucradas a su vez, muchas personas de su entorno. Desde ese momento, Elena no podrá parar hasta descubrir la verdad que se oculta tras los extraños acontecimientos que se están comenzando a desarrollar. Blanqueo de capital, mafias, amenazas y asesinatos son algunas de las cosas que van a rodear la vida de Elena.

La trama que nos plantea la autora resulta cuanto menos atractiva, y todo lo que promete proporcionar con su historia, hizo que mis expectativas fuesen quizás algo elevadas. Muchos comentaban que la novela pertenecía al género Domestic Noir, pero dentro de mi incultura referente a la jerga literaria, necesité buscar a qué hacía referencia dicho género. En resumidas cuentas se basa en el desarrollo de una investigación policial de sucesos en los que sin comerlo ni beberlo se ve envuelto el/la protagonista y todo es muy de andar por casa. Y efectivamente esa fue la sensación que me dejó finalmente la novela. Un buen desarrollo, una trama llamativa, una premisa prometedora pero que a fin de cuentas se quedó en algo entretenido que no logró culminar las pretensiones que para mí exponía. Esto no quiere decir que no haya disfrutado con la novela ni mucho menos. He disfrutado de la lectura y me ha mantenido atenta a lo que iba a ocurrir, pero no llegué a experimentar ese suspense que considero necesario experimentar en este tipo de novelas.  

Es cierto que la lectura es bastante ágil y fresca teniendo en cuenta la extensión de la novela, pero hubo ciertos aspectos que no me acabaron de encajar. La narración se realiza en primera persona pero existen muchos diálogos, lo que aporta muchos matices a la historia. El problema fue que muchos de estos diálogos eran más bien monólogos. Conversaciones telefónicas en las que solo oyes lo que dice la persona que tienes al lado, pero no conoces las respuestas de su interlocutor. Esto me resultó extraño y no acabó de gustarme. Por otro lado se deja un poco de lado la trama de corrupción, lo cual es una lástima ya que la idea era muy atractiva, pero no tuve la sensación de que la autora la estuviese desarrollando, sino más bien, que se limitaba a incluirla de vez en cuando para amenizar la vida de Elena.

En cuanto a los personajes, tengo que decir que aunque están bien estructurados y podemos observar como su personalidad va cambiando conforme avanza la historia, hubo ciertos aspectos que no me acabaron de convencer. Mi principal problema lo tuve con Elena ya que en ocasiones me parecía una mujer fuerte y decidida, con valor para plantar cara a cualquiera, pero en el instante siguiente se volvía una persona terriblemente voluble e indecisa. Con el resto de personajes no logré empatizar ya que no hay ni uno bueno, son todos muy interesados y se venden al mejor postor, pero vaya, es lo que requiere la novela así que, bien por la autora.

Algo que me gustó y que merece la pena mencionar es la crítica feroz que se realiza a lo largo de la historia sobre la desigualdad de género en el mundo laboral. La novela se desarrolla en 1995, pero lo que nos queda excesivamente lejos, no es más que un fiel reflejo de aquello con lo que las mujeres tenemos que lidiar en pleno 2017. Elena nos muestra cómo tiene que competir con sus compañeros, no solo para optar al puesto de dirección, sino para demostrar día tras día, que el hecho de ser mujer no la convierte en menos valida. Se muestra la brecha salarial, la existencia de un techo de cristal y la dicotomía que muchas mujeres viven entre vida laboral y maternidad.

ver reseña en la web

Traicionada

Danielle Steel

ver libro en megustaleer

Valoración: ★★

Una novela digna de un telefilm

¡Hola rebonicxs! Hacía mucho tiempo que tenía ganas de leer algo de esta autora por el montonazo de críticas positivas que había leído, así que me puse con ello. Esta era la primera novela suya que leía, pero para mí desgracia las expectativas que tenía se dieron a la fuga al poco de comenzar la novela.

Al poco de comenzar la historia ya me di cuenta de que esta no iba a ser una novela de las que te atrapan. La trama comienza sin grandes pretensiones a pesar de que en la sinopsis sí parece que a lo largo de la historia vayan a sucederse un par de situaciones que pongan a nuestra protagonista en jaque, pero nada más lejos de la realidad. Es cierto que se dan situaciones complicadas que van a hacer que la protagonista tenga que replantearse las cosas dos veces llegando a dudar de las personas de su entorno, pero todas estas situaciones acababan resultando excesivamente predecibles, sobre todo la forma en la que concluían. Y es que, conforme la autora se va adentrando en cada situación, tú ya sabes lo que va a pasar, incluso antes de leer todos los aspectos relevantes. En conclusión tanto la trama como la actitud de los personajes son muy previsibles.

La trama central de la novela es muy sencilla y para mi gusto algo plana. Es cierto que incluye muchas tramas enlazadas como la traición, el amor, la avaricia que provoca el dinero, el desamor, engaños, odio y todas esas cosas de telefilm de fin de semana (como ya habéis dicho los que habéis reseñado esta novela antes), pero aun con todo ese coctel de temas, la autora no ha sabido sacarle el partido que quizá podría haber tenido la novela, aunque oye, la novela engancha, como una película que sabes lo que va a pasar pero aun así continuas viendo. Mi principal problema es que junto a una trama flojilla, se ha dado también un estilo narrativo que me suele echar para atrás. Desde luego la autora escribe muy bien y de forma muy pulida, pero lo siento, no me gusta comenzar a leer una novela y que apenas haya diálogos y que parezca que todo es una disertación (sin puntos y aparte casi) sobre la vida de la protagonista. Además algunos diálogos estaban metidos con calzador de lo irrelevantes e irreales que eran.

En cuanto a los personajes, algo que me ha gustado mucho es el hecho de que la autora aporte una descripción exhaustiva sobre cada uno de ellos, ya que permite que se les conozca a todos desde el mismo momento en que aparecen (eso sí, con explicarme una vez como es cada uno me valía, no hacía falta repetirlo 5 veces). Pero a pesar de este punto positivo, los personajes no me han acabado de gustar porque de verdad, eran previsibles a más no poder y casi al leer su descripción sabías que era lo que iba a pintar en la historia. Aun así me quedo con Sam, el padre de Tallie, porque era un señor encantador.

En definitiva, Traicionada ha sido una novela con la que no he llegado a disfrutar lo que esperaba. Con una trama muy sencillita y unos personajes de lo más predecibles, sin duda no ha cumplido mis expectativas de ninguna de las maneras.

ver reseña en la web